La invención de la memoria


Fotografía y arqueología en México

21 noviembre del 2019 al 08 marzo del 2020

El 3 de julio de 1839, François Arago, secretario de la Academia de Ciencias, presenta ante el Parlamento francés una invención que cambiará la forma de registrar el mundo: la cámara fotográfica. En una brillante apología, este hombre de ciencia alaba, entre las múltiples virtudes del invento de Louis Daguerre, su capacidad de reproducir de forma rápida y veraz los jeroglíficos de los templos egipcios. Es así como arqueología y fotografía se convierten rápidamente en cómplices.

Los fotógrafos-arqueólogos del siglo XIX, quienes experimentaron con ese deslumbrante artilugio de la época, enseñaron al mundo territorios inexplorados a través de sus imágenes, y abrieron la brecha para que las siguientes generaciones continuaran registrando la evolución del trabajo arqueológico sobre las antiguas civilizaciones.

La invención de la memoria, fotografía y arqueología en México, es un proyecto expositivo que nos invita a redescubrir, a través de una prodigiosa colección de imágenes, los senderos creativos que los fotógrafos dedicaron a las culturas que habitaron nuestro país.

A 180 años de su invención, podemos concluir que la importancia que ha tenido la fotografía en el campo de la arqueología es de enorme relevancia, contribuyendo a la conformación de nuestra memoria y a la construcción de muchos de los rasgos que definen nuestra identidad.

slider_home

Galería